Entrada destacada

Las mejores redes sociales para buscar empleo

Las redes sociales se han convertido, en muy poco tiempo, en uno de los canales más utilizados para la búsqueda activa de empleo. A medi...

jueves, 15 de diciembre de 2011

Consejos para preparar tu currículo y enfrentar tu ingreso al mercado

Muchos jóvenes al lograr su título profesional se ven enfrentados a una nueva dificultad, es la búsqueda de un trabajo para estudiantes recién egresados lo cual no siempre es fácil. Ya sea por los altos niveles de competencia o por la realidad de la economía contingente, el lograr un puesto en alguna empresa puede ser un desafío que tome varios meses, especialmente si no se cuenta con experiencia previa.

Acá es donde entra a jugar un papel importante la que será tu carta de presentación ante las organizaciones o tus futuros empleadores. El curriculum vitae, o simplemente CV, más que una hoja que detalla tu preparación académica (pregrado, maestrías, doctorados, diplomados, cursos técnicos, especializaciones, etc.) y profesional para ocupar el cargo al que postulas, debe ser visto como un espejo de lo que eres. Por eso es aconsejable tomarse su redacción con calma.

Tips para redactar un buen currículum vitae: Para la mayoría de los expertos en temas laborales la confección del currículo debe incluir casi por obligación tres tipos de antecedentes. Primero, toda la información necesaria para que puedan contactar contigo, como por ejemplo nombre completo, RUT, dirección, teléfonos y correo electrónico.

Tras eso, se recomienda incluir datos académicos y laborales. Acá es prudente colocar el o los colegios donde cursaste la enseñanza básica y media, el nombre de la universidad o instituto y de la carrera que estudiaste, además de los años que te tomó terminarla. Respecto a tu experiencia laboral es bueno resaltar las ocupaciones que has tenido desde la más nueva a la más antigua (incluyendo las prácticas empresariales), sin olvidar especificar donde te has desempeñado, el cargo, tiempo y logros alcanzados.

Por último en el ítem Información Complementaria se pueden destacar las especializaciones que hayas realizado (postgrados), tu manejo de otros idiomas y de la computación, hobbies y disponibilidad para trabajar.

Importante también es tener presente que el currículo debe ser claro, legible y tener una estructura, cuidar la ortografía, evitar en lo posible incluir términos demasiado técnicos, ser honestos sobre tus experiencias laborales o actividades extra profesionales, no dejar “lagunas” de tiempo entre un trabajo y otro y ser concisos, es decir que todos tus datos estén en no más de una página.

Integración al mundo laboral: Una vez tengas tu hoja de presentación preparada, se sugiere comenzar la búsqueda por empleos para estudiantes que se ajusten lo más posible a tu perfil para aminorar las posibilidades de ser excluido del proceso de selección y quedar con un mal recuerdo de esa experiencia señala el director general de Trabajando.com Chile, Juan Pablo Swett, quien agrega que “se debe tener en cuenta que la dificultad para encontrar empleo debe convertirse en un hecho positivo y tomarlo como un desafío”.

Por lo anterior, Swett insiste en que se debe postular solo a las vacantes que cumplan con tus expectativas y que te interesen de verdad a fin de no entorpecer el proceso de búsqueda con candidaturas a empleos que no son de tu real agrado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario